Derrumbando mitos sobre salud mental

Derrumbando mitos sobre salud mental

29-08-2021

Existen. Son muchas las historias que hemos tejido sobre cosas que no podemos explicar de manera clara. Buscamos lo fácil. Para eso existen y son muchos los mitos para intentar explicar algo que fácilmente no se puede. En efecto, estas narrativas conllevan a fortalecer los estereotipos y actúan en nosotros y nos nublan, nos hacen creer que lo que se dice es cierto aun cuando no lo es. Por ese motivo, hoy hablaremos sobre los mitos alrededor de la salud mental. Porque consideramos que es importante ir desmontando las narrativas falsas que oscurecen todo el proceso o intento de sanar nuestra salud mental.


“Ir al psicólogo es para locos”


¿Cuántas veces hemos oído esta falsedad? Ir a solicitar ayuda psicológica no implica una pérdida de la lucidez mental. Por el contrario, es asumir que requerimos apoyo. La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que en las grandes ciudades, como Lima (donde vive 1/3 de la población del Perú), una de cada cuatro personas requiere o requerirá apoyo psicológico durante su vida.


“Quienes tienen enfermedades mentales son violentas y/o peligrosas”

Esta asociación entre personas con enfermedades mentales y la violencia y el peligro es tan antigua y también tan falsa. Las personas con enfermedades mentales de manera conjunta no son más peligrosas que las personas sin enfermedades mentales. Incluso aquellos que padecen un trastorno mental grave no son violentas. Lo que realmente sucede es todo lo contrario. Aquellos que padecen enfermedades mentales son más vulnerables y más susceptibles a ser víctimas o a estar expuestos a situaciones de peligro que aquellos que no padecen enfermedades mentales.


“Quienes tienen enfermedades mentales deben ser aislados porque no pueden convivir en la sociedad”


El artículo 7 de la Constitución Política del Perú expresa que toda persona tiene el derecho a “(…) a la protección de su salud, la del medio familiar y la de comunidad, así como al deber de contribuir a su promoción y defensa”. En ese sentido, aislar a las personas con enfermedades mentales implica negarles la posibilidad de tener una mejora en su salud acompañada de su familia y sus amigos. Además de ser inconstitucional, aislar a las personas con enfermedad mental es totalmente negativo para la mejora de su salud. Por esta razón, ahora se promueve mucho que los tratamientos para quienes padecen de enfermedades mentales sean atendidos en Centros de Salud Comunitarios.


“Las enfermedades mentales son enfermedades incurables e irreversibles”


Las enfermedades mentales sólo pueden afectar de manera parcial y transitoria la vida de una persona. Aunque existen trastornos mentales que son crónicos, la recuperación puede ser posible con un debido y adecuado tratamiento. “No hay mal que dure cien años”, reza un dicho popular


Quienes tienen enfermedades mentales no se pueden desempeñar en el ámbito laboral


Las personas que padecen enfermedades mentales pueden desarrollar su vida como cualquier otra persona si cuenta con los apoyos y las condiciones necesarias. De hecho, muchas veces, la imposibilidad de que alguien con trastorno mental trabaje no es culpa suya, sino de la paupérrima preparación de nuestra sociedad y las empresas para brindarles los recursos necesarios.


“Los que padecen de enfermedades mentales son alcohólicos, drogadictos o personas que no se cuidan”


El consumo de alcohol y/o drogas son consideradas como factores que pueden incidir en el inicio de un trastorno mental o empeorar los síntomas. Sin embargo, no es siempre ninguna de estas la causa primaria. Muchas de las personas afectadas por algún trastorno mental solían cuidarse, evitar sustancias nocivas.


“Los niños y adolescentes no pueden tener enfermedades mentales”



Tanto los niños como los adolescentes pueden desarrollar alguna enfermedad de salud mental. De hecho, un estudio realizado por el Ministerio de Salud y Unicef nos muestra que tres de cada diez niños y adolescentes en el Perú presentaron algún problema de salud mental en pleno contexto pandémico. Por este motivo, se debe implementar y desarrollar políticas públicas contras las enfermedades mentales que contemplen a niños y adolescentes.



Tags:

Mitos

Salud mental

Salud

Compartir por: